Sziget Festival 2018
FESTIVALES >,  SZIGET FESTIVAL

Sziget Festival 2018: Crónica (Parte 3)

Volvemos a echar la vista atrás para contaros como vivimos los últimos días del Sziget Festival 2018. Tras disfrutar de los directos de Kendrik Lamar, Gorillaz, Lana del Rey o Mumford & Sons, todavía falta por repasar el paso de Liam Gallagher, Dua Lipa, Milky Chance o Arctic Monkeys por la Isla de la Libertad. Actuaciones que esperábamos con ansias y que no defraudaron. Sigue leyendo para descubrir cómo fueron.

Domingo 12 de agosto: Dua Lipa pone a bailar al Sziget

Era la primera vez que veíamos a Liam Gallagher en directo. Por eso, fuimos con tiempo a coger sitio cerca del escenario y llegamos a la Sing-Along Party que se celebraba antes de la actuación del británico. Esta fiesta fue la oportunidad para descubrir que el dinero recaudado mediante los vasos de plástico reutilizables que el Sziget ha introducido como novedad, está destinado a financiar programas de educación musical para jóvenes que no pueden permitírselo. Todo de la mano de la fundación Superar.

Foto: Rockstar Photographers

Una vez terminada la Sing-Along Party, Liam Gallagher y su banda salían al escenario mientras sonaba uno de los himnos de su amado Manchester City. El concierto comenzó con “Rock’n’ Roll Star” y “Morning Glory”.  A continuación llegó el turno de las canciones pertenecientes al debut en solitario de Liam, As You Were. Sonaron “Greedy Soul” y “Wall of Glass” entre otras, para a continuación volver a tocar canciones de Oasis, aunque también hubo tiempo para una de Beady Eye, en concreto para “Soul Love”. El concierto término de manera previsible con los clásicos “Wonderwall” y “Live Forever”.

Foto: Rockstar Photographers

Liam Gallagher dejó claro que está dispuesto a seguir viviendo de los éxitos del pasado. Muestra de ello es el setlist en el que las canciones de Oasis robaban el protagonismo casi por completo a sus nuevos temas. Y parece funcionarle, por lo menos de momento, porque el público estaba entregado y tuvimos que esquivar varios pogos a lo largo del concierto.

Aunque intenso, el concierto de Liam Gallagher fue corto, lo que en realidad nos vino de perlas. Y es que en teoría se solapaba casi por completo con Wolf Alice, que actuaban en el escenario A38. Aprovechándonos de las circunstancias, corrimos a la carpa para ver a los de Londres. Llegamos a tiempo para “Beautifully Unconventional”, uno de nuestros temas favoritos de Visons of a Life. Aunque la carpa estaba a medio llenar, el público estaba dándolo todo, bailando y saltando cada uno de los temas. Wolf Alice demostraron que saben montar una buena fiesta y que a pesar de su juventud, su sonido es sólido y tienen un futuro brillante por delante.

Foto: Rockstar Photographers

De vuelta en el escenario principal, Dua Lipa se preparaba para salir a escena. La londinense consiguió reunir un gran número de espectadores en el Main Stage. La primera en llegar fue “Blow Your Mind”, toda una declaración de intenciones que no defraudó. Dua Lipa, acompañada de sus bailarinas, no paró quieta, llenando cada rincón del escenario.

Foto: Rockstar Photographers

Bailamos a ritmo de “Lost in Your Light”, “Be The One” o “Genesis”. No faltaron algunas de sus colaboraciones más conocidas como Scared to Be Lonely” o la exitosa “One Kiss”. Tras abandonar el escenario momentáneamente Dua Lipa volvió a escena para terminar con “IDGAF” y “New Rules”.

Por segunda vez en el día, el concierto terminó antes de lo esperado y aprovechamos para ir al Cirque du Sziget a disfrutar del Afrique En Cirque. El espectáculo de acrobacias, acompañado de música en directo nos transportó momentáneamente a territorios lejanos, demostrándonos una vez más que el Sziget es un festival especial.

Lunes 13 de agosto: Kygo abarrota el Main Stage

La anteúltima jornada del Sziget empezó con Milky Chance. Cuando llegamos al Main Stage los alemanes seguían con la prueba de sonido. Al principio nos extrañó bastante, pero pronto descubrimos el porqué. Resulta que los instrumentos de la banda no habían llegado a tiempo y tuvieron que apañárselas para conseguir algunos prestados y evitar así cancelar el concierto, algo que cualquiera no hubiera hecho. Milky Chance se disculparon por el inconveniente nada más comenzar y explicaron que no habían conseguido reponer la parte electrónica.

Foto: Rockstar Photographers

Milky Chance consiguieron salvar el concierto, aunque en ocasiones sonaran como covers de sí mismos. Echamos en falta el sonido original de la banda en algunas canciones, pero también fue divertido ver cómo se las arreglaban para emular las bases con una armónica. Sin duda un concierto para el recuerdo.

Tras un breve paso por el concierto de nos acercamos al Magic Mirror al Vogue Workshop que cada día impartía el español Anthony BC. Tras aprender algunos pasos de baile volvimos al escenario principal a ver como Shawn Mendes dominaba la marea de fans con “There’s Nothing Holdin’ Me Back”, “Stiches” o “Treat You Better”.

Foto: Rockstar Photographers

Ya de noche, Kygo puso a bailar a todo el Sziget. Se ve que los sziudadanos tenían ganas de electrónica a lo grande, porque en el Main Stage no cabía ni un alma más. El espectáculos de luces y los temazos que el noruego iba despachando lograron crear un show memorable.

Foto: Rockstar Photographers

Mientras tanto, La Femme ponían patas arriba el A38. Los franceses conquistaron al público con un concierto salvaje, en el que hubo varios crowd surfers y que terminó con los miembros de la banda tirados por los suelos y tumbados sobre el teclado.

Nada más terminar nos movimos al World Music Stage a ver a Onuka, que con su mezcla de electrónica y folk ucraniano nos pusieron a bailar a todos. Si no habíamos tenido bastante locura ya, la noche acabó en la Secret Party que se escondía tras la puerta de uno de los miles de baños que hay en Sziget, bailando a ritmo de Kaiser Chiefs o The Hives.

Martes 14 de agosto: la lluvia no puede con el Sziget

Llegamos al último día de festival, un día pasado por agua. Nos estrenamos con Blossoms. La joven banda inglesa comenzó con “At Most a Kiss”. Gran parte del público presente era de procedencia británica y dejaron claro en todo momento que estaban ahí para apoyar a sus compatriotas. Lo demostraron dándolo todo canción tras canción, llegando a montar un pogo en “Unfaithfull”. La megafonía del festival llevaba avisando todo el día que se avecinaba tormenta y al final cayó. Cuando sonaban los primeros acordes de “Cool Like You” la lluvia empezó a caer. En un ejercicio de velocidad y destreza nos las arreglamos para ponernos el chubasquero en cuestión de milisegundos y disfrutar sin mojarnos demasiado de “My Favorite Room”, “I Can’t Stand It” o “Charlemagne”, que aún estaban por llegar.

Foto: Rockstar Photographers

Con la lluvia todavía acechando, nos acercamos a The War On Drugs. Adam Granduciel y los suyos crearon un ambiente exquisitamente delicado con el que no dejamos de contonearnos al ritmo de sus melodías. Aunque disfrutamos mucho del concierto, en ocasiones parecía fuera de lugar. Quizás no fuera el escenario más apropiado para la banda o tal vez ponerlos antes de Arctic Monkeys no fue la decisión más acertada.

Foto: Rockstar Photographers

Llegó el turno del último cabeza de cartel del Sziget Festival 2018. Al fin Arctic Monkeys se subían al escenario. Alex Turner y los suyos empezaron con “Four Out of Five”, quemando así uno de los mejores cartuchos de Tranquility Base Hotel + Casino. El concierto comenzó algo lento pero enseguida subió el ritmo con “Brianstorm”, “Snap Out of It” y “Do I Wanna Know?”.

Foto: Rockstar Photographers

Llegaron más temas del último su último trabajo, “One Point Perspective” o “Tranquility Base Hotel + Casino” por ejemplo. Aunque no me encuentre entre los detractores de la nueva etapa de los Arctic, he de decir que estas rompieron por completo el ritmo del concierto, haciendo que se hiciera algo pesado. El colmo fue cuando tras abandonar fugazmente el escenario, volvieron con la lentísima “Star Treatment”.  Intentaron arreglarlo con “I Bet You Look Good on the Dance Floor” y “R U Mine?”, pero no consiguieron evitar que nos fuéramos con un sabor de boca agridulce.

Para cerrar esta exitosa edición del Sziget Festival (que ha batido record de asistencia con varios días de sold out y 565.000 asistentes repartidos en 7 días) nos acercamos al Bacardí Arena a la fiesta de cierre que llegaba de la mano de Elrow con una fantasiosa ambientación inspirada en la jungla.

El Sziget Festival 2019 volverá a llenar Budapest de música del 7 al 13 de agosto. Pronto llegará la primera confirmación para la próxima edición, cuyas entradas se pondrán a la venta el 1 de octubre. ¡Nos vemos el año que viene en la Isla de la Libertad!

⚡ No te despegues de FESTINFO porque te seguiremos informando con todas las novedades musicales ⚡

Te esperamos en INSTAGRAM y TWITTER ? @FestivalesInfo

post asier small

Foto Portada: Rockstar Photographers

Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on Google+0Email this to someone

¿Qué pasaría si metieras en una licuadora dos partes de Oasis, con una de Kase.O, otra de Calexico, un cuarto de Lady Gaga y unas gotas de Bad Religion? Pues te saldríamos nosotros, bienvenidos a FESTINFO ⚡ Siempre más música!